Ir al contenido

26 versículos de la Biblia que te ayudarán a combatir la ansiedad, la preocupación y el estrés

Pueden existir muchas razones para ser tendado a la ansiedad, ¡pero tú tienes poder más fuerte del universo de tu lado!
26 Bible verses for anxiety

¿Estás buscando algunos versículos que te ayuden a lidiar con la ansiedad, la preocupación o el estrés en tu vida?

Una rápida guía de referencia entre la diferencia entre la ansiedad cotidiana y un trastorno de ansiedad. La cual proviene de la Asociación de Ansiedad y Depresión de América.

Nos gustaría comenzar diciendo que estamos conscientes de que un trastorno de ansiedad es diferente a la ansiedad cotidiana y debería tratarse como tal. Nosotros no pretendemos ser terapeutas o doctores, y recomendamos que cualquiera que esté lidiando con un trastorno de ansiedad busque ayuda profesional.

Sin embargo, la ansiedad también puede ser una tendencia a estresarse, preocuparse y sentirse intranquilo y temeroso por las cosas. ¿Alguna vez has experimentado esa sensación rara en el estómago? ¿Esa horrible sensación de ver todo oscuro delante de ti y de simplemente no saber qué va pasar? ¿Tal vez esa impotencia que viene con las situaciones?

El poder más fuerte en el universo

La verdad de todo esto es que tú tienes el poder más fuerte en el universo de tu lado. Tienes al Dios Todopoderoso, el Creador de los confines de la tierra ¡sosteniendote en la palma de Su mano! Y la verdad, es que cuando tú lo crees, no hay nada que te pueda preocupar. Dios te guardará y hará que todas las cosas te ayuden a bien. Eso es lo que muestran los siguientes versículos.

  1. “Jehová es tu guardador; Jehová es tu sombra a tu mano derecha.” Salmos 121:5
  2. Jehová está conmigo; no temeré lo que me pueda hacer el hombre.” Salmos 118:6.
  3. “Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; tu vara y tu cayado me infundirán aliento.” Salmos 23:4.
  4. “Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas.” Josué 1:9.
  5. “¿No se venden dos pajarillos por un cuarto? Con todo, ni uno de ellos cae a tierra sin vuestro Padre. Pues aun vuestros cabellos están todos contados.Así que, no temáis; más valéis vosotros que muchos pajarillos.” Mateo 10:29-31.
  6. Mi embrión vieron tus ojos, y en tu libro estaban escritas todas aquellas cosas que fueron luego formadas, sin faltar una de ellas. ¡Cuán preciosos me son, oh Dios, tus pensamientos! ¡Cuán grande es la suma de ellos!” Salmos 139:16-17.

Puede ser difícil creerlo, ya que no lo puedes ver a Él ni a Su poder certeramente como algo físico. Pero:

  1. “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.” Hebreos 11:1.

Pon tu confianza en el Señor

Él tiene cuidado de ti, te ama y quiere lo mejor para ti. Creyendo que combatirá la misma ansiedad.

  1. “¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo?” Mateo 6:27.

Pon tu confianza en el Señor y reposa en fe creyendo que Él está siempre contigo y que nunca permitirá que te pase algo que no puedas soportar. Y que lo que permite que te pase, lo permite para que seas santificado por medio de la prueba.

  1. “Para que sometida a prueba vuestra fe, mucho más preciosa que el oro, el cual aunque perecedero se prueba con fuego, sea hallada en alabanza, gloria y honra cuando sea manifestado Jesucristo.” 1 Pedro 1:7.
  2. “No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar.” 1 Corintios 10:13.
  3. Fíate de Jehová de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia.Proverbios 3:5.
  4. “Y mirándolos Jesús, les dijo: Para los hombres esto es imposible; mas para Dios todo es posible.Mateo 19:26.

Se necesita luchar para llegar al reposo

Puede que haya muchas razones para ser tentado a la ansiedad. Dinero, familia, escuela, la situación política, nuestras relaciones, enfermedades, lo “desconocido”, etc… probablemente has experimentado ansiedad por otras cosas que no mencionamos aquí. Puede que algunas situaciones en verdad sean muy graves, desde una perspectiva humana. Pero no importa que tan terrible se vea la situación, si pones tu confianza en el Señor, y le haces saber tus peticiones – es muy importante clamar a Él, derramar tu corazón y entregarle todos tus miedos – puedes entrar al reposo. Aunque tengas que luchar por ello.

  1. “Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.” Filipenses 4:6-8.
  2. “Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles.Mas el que escudriña los corazones sabe cuál es la intención del Espíritu, porque conforme a la voluntad de Dios intercede por los santos.” Romanos 8:26-28.
  3. “…echando toda vuestra ansiedad sobre él, porque él tiene cuidado de vosotros.” 1 Pedro 5:7.
  4. “Pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.” Isaías 40:31.
  5. “Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas.Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.” Mateo 6:32-33.
  6. “Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.” Isaías 26:3.
  7. “Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas;porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga.” Mateo 11:28-30.

Promesas del Señor

Todos estos versículos pueden ser armas para combatir contra la ansiedad cuando eres tentado. Aférrate a estas promesas del Señor y ninguna situación podrá sacarte del reposo, no importa cuantas veces seas tentado. Y aunque la situación tarde en arreglarse, y el resultado no sea lo que esperabas, tú seguirás en reposo.

  1. “Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.” 2 Timoteo 1:7.
  2. “Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.” Jeremías 29:11.
  3. “Para que busquen a Dios, si en alguna manera, palpando, puedan hallarle, aunque ciertamente no está lejos de cada uno de nosotros.” Hechos 17:27.
  4. “Sean vuestras costumbres sin avaricia, contentos con lo que tenéis ahora; porque él dijo: No te desampararé, ni te dejaré.” Hebreos 13:5.
  5.  He aquí que en las palmas de las manos te tengo esculpida; delante de mí están siempre tus muros.” Isaías 49:16.
  6. Los que confían en Jehová son como el monte de Sion, que no se mueve, sino que permanece para siempre.Salmos 125:1.
  7. “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús.” Filipenses 4:19.

¿Te interesa leer más sobre cómo vencer sobre la ansiedad, la preocupación y el estrés? Da click aquí para ver nuestra página de tópicos, la cual contiene muchos artículos relevantes que te pueden ayudar a encontrar la solución en la Palabra de Dios. 

Quizá también te interesen los siguientes artículos:

Por nada estéis afanosos – ¿es esto realmente posible?

19 versículos que muestran los pensamientos de Dios acerca de nosotros

Principales enseñanzas

Descubre cómo la Palabra de Dios nos desafía y nos prepara para vivir 100% según su voluntad, de modo que ya no necesitamos caer en el pecado, sino que podemos llegar a una vida en victoria.

Descargar E-books gratis

Una salvación tan grande

El apóstol que escribió la Carta a los Hebreos lo llamó «palabra de exhortación». El propósito de este libro es reforzar y expandir esta exhortación, y brindar fe y salvación a todos aquellos que tienen un llamado celestial. Todos los que siguen la exhortación de la Carta a los Hebreos pueden alcanzar esta gran salvación.

Síguenos